Paragon Lost: mejor de lo esperado, peor de lo debido

Que Paragon Lost es un proyecto fallido desde su misma concepción es algo bastante evidente. Darle el protagonismo de una película de animación al personaje menos carismático y querido de la saga, con permiso de Jacob, ya es de por sí una idea bastante mala. Que el propio personaje te reviente la historia por completo, incluyendo el final, en uno de los diálogos de Mass Effect 3, ya es para apagar las luces y mandar a todo el mundo a su casa.

Con la de secundarios importantes e historias por contar que hay dentro del universo de Mass Effect, está claro que Paragon Lost no es la película que la mayoría de nosotros habría preferido ver. No obstante, eso no significa que sea necesariamente un mal producto o que no se merezca una oportunidad. Aunque todavía no hay fecha de lanzamiento para España (nuestros vecinos franceses la recibirán el 13 de marzo, así que por ahí irán los tiros), la edición americana está disponible desde hace un par de semanas, así que cualquiera con un nivel mínimo de inglés puede importar una copia y disfrutarla ya mismo. Yo he tenido la suerte de que un viajero del tiempo me ha traído una del futuro para que pueda compartir mis impresiones con vosotros, oh, queridísimos lectores míos, y aquí las tenéis.

Nice to meet you, loco

Paragon Lost cuenta la historia de una operación especial dirigida por James Vega para proteger la colonia de Fehl Prime, muy valiosa para la Alianza por su producción de medicinas, de lo que inicialmente es un ataque de unos mercenarios krogan. Una vez resuelta la situación, el Escuadrón Delta se queda en la colonia varios meses para asegurarla y fortificarla. Durante esa estancia fortuita el equipo debe hacer frente a un ataque de los recolectores. La trama se ubicaría, por lo tanto, en algún punto entre el prólogo de Mass Effect 2 y el regreso de Shepard gracias al Proyecto Lazarus, así que su estreno después de Mass Effect 3 resulta bastante tardío, por no decir fuera de lugar.

Sobre esta película se ha dicho mucho, y no muy bueno, desde que se anunció el año pasado. No sin motivos, los más importantes ya comentados, y es precisamente por las malas expectativas que el resultado final ha resultado una sorpresa moderadamente grata para mí. Y es que por encima de sus defectos, que son muchos y graves, Paragon Lost se las arregla para ofrecer 90 minutos de entretenimiento efectivo y sin complicaciones, que ya es algo.

Sin grandes alardes narrativos, la aventura de James Vega se centra bastante en la acción pura y dura, y es en estas escenas donde el trabajo de Production I.G. y FUNimation brilla con más claridad. Las batallas son intensas, están bien llevadas e incluso se permiten algunos momentos dramáticos razonablemente bien resueltos. A nivel de adaptación también se han hecho los deberes y, con permiso de algunas licencias, las armas y los poderes bióticos se han llevado a la pantalla con bastante fidelidad.

Hasta aquí bien. Paragon Lost divierte y funciona como una colección de escenas de acción. Los problemas de la película empiezan a la hora de rascar en la superficie para buscar algo más allá de los tiros y las explosiones. El mayor de todos es que, como interpretación del universo de Mass Effect, es un desperdicio de potencial y ni siquiera unas cuantas referencias metidas con calzador, como una forzosísima y nada creíble aparición de Liara, consiguen convencer al fan de la saga, que probablemente arrugará el morro ante cada ejemplo de fan service mal entendido.

Mass Effect Paragon Lost

Lo último en el foro

Encuesta

¿Dónde jugarás a Mass Effect Andromeda?